1. ¿Cuántas horas duerme un bebé?

Cada bebé o niño es un mundo y a veces el descanso y el sueño representan un verdadero reto. ¿Cuántas veces nos hemos preguntado si nuestra pequeña o pequeño duerme las horas que necesita?

En primer lugar, tenemos que tener claro que no existen cifras exactas respecto a cuantas horas duerme un bebé durante el primer año de vida. Los recién nacidos duermen prácticamente todo el día. Hacia el primer mes duermen de 4 a 6 horas seguidas, mientras que a partir del segundo y tercer mes, el sueño se hace más regular. A los 4 meses, la mayor parte duermen de 6 a 8 horas. Vamos a ver de manera orientativa por donde van las horas de sueño durante los dos primeros años de vida, y resolver algunas dudas relacionadas con el descanso y el sueño.

Cuantas horas duerme un bebe y problemas del sueño infantil
¿Cuántas horas debe dormir un bebé?

 

1-2 meses: 16-19 horas

 

3-4 meses: 15-18 horas

 

5-6 meses: 14-16 horas

 

7-8 meses: 13-15 horas

 

9-12 meses: 12-14 horas

 

13-24 meses: 10-12 horas

Seguimos con más preguntas frecuentes de madres y padres sobre el descanso y el sueño del bebé

2. Qué es mejor cuando vamos a acostar al bebé: ¿Dejarle solo o acompañado?

Antes del descanso es bueno establecer los "rituales del sueño", es decir, una serie de acciones rutinarias tales como acariciarle, mecerle, poner música suave (por supuesto, mejor si son los ejercicios de lenguaje musical y sus composiciones relacionadas de Memima Baby), cantarle una nana...pues estos facilitarán la inducción del sueño.

Por otra parte, el bebé debe coger el sueño en la cuna, y no es necesario que los padres se queden junto a su cuna hasta que él se duerma.

La luz es otro factor clave. Es aconsejable que la habitación tenga una luz tenue y agradable. En caso de que se despierte durante la noche, la reconocerá y le aportará tranquilidad.

3. ¿Cuál es la posición idónea para acostar al bebé? - SMSL

Hay que tener claro que el bebé debe dormir boca arriba. Aunque durante mucho tiempo se consideró más seguro que durmiesen boca abajo, debemos considerar que una de las principales causas de muerte en los bebés sanos durante el primer año de vida es lo que se conoce como: "síndrome de muerte súbita del lactante" (SMSL). Este cuadro tan dramático se puede evitar tomando las siguientes medidas:

- Poner al bebé a dormir boca arriba.

- Evitar las almohadas y los colchones blandos.

- Evitar el sobrecalentamiento de la temperatura de la habitación.

- Evitar el tabaco en el entorno del bebé o niño.

- Promover la lactancia materna.

 

4. ¿Cómo varía la cantidad de sueño requerida?

A menudo madres y padres cuando queremos acostar al bebé ignoramos las variaciones normales de los requerimientos del sueño. Por lo que nos podemos preocupar e incomodar profundamente cuando nuestra pequeña o pequeño permanece despierto jugando felizmente, o bien se despierta a la una de la madrugada con toda la energía a disposición de cualquier actividad. En lugar de dejar que siga su ritmo, por cuestiones de rutina laboral e instinto, intentamos persuadirlo para que vuelva a dormirse. El problema reside en qué las ideas rígidas sobre el sueño hacen que se cree un rechazo por parte de la pequeña o pequeño, con lo que conciliar el sueño será aún más difícil.

Precisamente por ello, es importante tener en cuenta cuantas horas duerme un bebé o niño en función de la etapa de crecimiento, antes de preocuparnos y de considerar que se trata de problemas del sueño infantil. Tu bebé no tiene sentido del tiempo, por lo que podrá considerar fácilmente que las 4am es una buena hora para despertarse.

Así pues, habrá una parte de estas dificultades que sencillamente forman parte del juego... Recuerda que menudo, las madres y padres que más se preocupan por dormir bien, son los que sufren mayores dificultades para dormir bien por parte de sus hijos.

Es conveniente tener una rutina razonable para que se acostumbre a dormir. Pero la hora de acostarse debe ser ajustada a a su edad, y por lo tanto no puede mantenerse siempre en el mismo punto. Si tu peque presenta poco sueño en la hora habitual, lo más recomendable antes que nada será acortar la siesta.

Sigamos y veamos otras interesantísimos conceptos sobre el descanso y el sueño en bebés y niños

5. Prevención de los problemas del sueño

Una rutina sensata antes de ir a la cama es esencial. El ejercicio y la actividad al aire libre será un gran aliado siempre que no caigamos en sobre-fatigarlo, ya que también podrá presentar dificultades para dormirse. Por otra parte, no deben haber discusiones sobre si es hora o no de acostarse. Si tu peque detecta que dudas en ello o cambias de parecer si presiona, tratará todas las noches de sacar ventaja sobre la situación.

En la rutina del sueño nos ayudará muchísimo. Desde el baño hasta leerle un cuento. Desde los 5 meses de edad, cuando ya pueda agarrar objetos, puede tener juguetes a su alrededor. Si se despierta y no hay una demanda urgente por su parte, podrá distraerse con ellos y volver a dormirse. Recuerda que nadie puede irse a dormir a petición. Con lo que el diseño de una estrategia es esencial.

Recuerda que los rituales de sueño deberán evolucionar orgánicamente del mismo modo que el sueño mismo. Se desarrollarán hábitos y no deben retirarse de manera brusca. Del mismo modo, debemos plantearnos si es un hábito que podemos permitirnos o queremos que perdure. Lo más importante es desde un buen principio mostrar certeza en el momento de ir a la cama.

 

6. Despertar en la madrugada

Como hemos dicho anteriormente, tu bebé o niño no tiene sentido del tiempo; por lo que no puedes culparle porque considere que las 3 de la madrugada sea una buena hora para despertarse. Si se despierta y se pone a jugar no lo consideraremos un problema en realidad, pues el problema aparece cuando se despierta llorando con demandas rituales, como por ejemplo dormir en la habitación de los padres. Como siempre, al final es nuestra decisión como adultos si ceder o no, por lo que consideraremos un problema solo si se trata de exigencias que nos van poniendo a prueba y van modificando nuestra rutina del sueño de manera gradual. Antes de padecer de los nervios y el cansancio el mejor remedio es ponerle una buena cantidad de juguetes en la cuna (a partir de los 5 meses aprox). Si se despierta, podrá jugar con ellos y tal vez no necesite despertarnos.

Si no funciona puesto que tu bebé no estará cansado y llorará sin cesar; en ese momento prueba con una sesión de ejercicios del Método ETFES de Memima Baby. Es muy probable que se duerma en 5 minutos.

Tendrás que hacer pruebas ensayo/error y en función de los meses o años que tenga, te recomendamos que revises los horarios de ir a la cama y las actividades que realizáis al final del día. difícilmente podrás razonar con tu peque para que entienda lo agotada o agotado que estás y que necesitas dormir.

Cuando aparecen problemas del sueño normalmente terminamos a punto de explotar y necesitamos mucha comprensión. Tenemos que tener mucha "maña" o "mano izquierda" para lidiar con este tipo de situaciones. Pues no será hasta los 3 años de edad que como promedio tu niña o niño pueda entender que no debe molestar a su madre o a su padre mientras duermen cuando se despierte, a menos que se trate de una verdadera necesidad. Pero si llora durante la noche sobretodo: ¡atiéndelo!

¿Cuántas horas duerme un bebé? 6 puntos clave para madres y padres

Aquí termina nuestro artículo sobre las descanso y sueño en bebés y niños. En Memima Baby® y el Método ETFES© siempre trabajamos para aportaros las mejores herramientas y la mejor información. ¡La app bebé que te permitirá enseñarle el lenguaje de la música desde el cariño y mejorará vuestro día a día!

App bebe

Más información sobre una de las mejoras aplicaciones para estimular bebés

Guía importante para mejorar la comunicación, el lenguaje y el aprendizaje de tu bebé

App para mejorar el desarrollo: La mejor app para mejorar la percepción auditiva de tu bebé, niña o niño.

Qué es el Método ETFES©: Conviértete en el 1rx profesorx de música de tu bebé a partir del 1r mes de vida y desde casa.

Beneficios de seguir el del Método ETFES© de Memima Baby®: Enséñale lenguaje musical desde la belleza, el asombro y el cariño y mejora su aprendizaje del lenguaje y del habla, mejorando sus habilidades cognitivas, su desarrollo y aprendizaje.

Apps que te ayudarán en el día a día con tu bebé: Las 7 mejores apps para el 1r año de tu bebé

Beneficios del aprendizaje musical en edad temprana: Como influye la música en los procesos de aprendizaje de bebés y niños

Resuelve dudas acerca de nuestra metodología: FAQ

Descárgate la App de Memima Baby® y el Método ETFES©: Belleza, asombro y apego, 100% aprendizaje y una experiencia única e inolvidable

¿Escuchamos una sesión de ejercicios de audición?

Empieza
AHORA
100%
Desarrollo y aprendizaje

EMPEZAR AHORA
App de bebes

Testimonios

Nuestra experiencia con Memima Baby y su método no puede ser más gratificante. Las sesiones se han convertido en un momento único y especial, donde creamos una conexión y un vinculo único mientras acaricio, abrazo y masajeo a Thiago. Además he notado una evolución muy positiva a nivel lenguaje en él. Ha aprendido palabras nuevas en este mes y reconoce sonidos que antes no lo hacía. Estamos encantados con el método y lo recomiendo sin dudarlo

Almudena Moreno – Madrid, ES

Posts Relacionados

Si te ha gustado este post, por favor explora otros de nuestros artículos que encontrarás a continuación:

Volver a Notícias

Belleza, asombro y apego

La mejor de las aplicaciones para bebés